Incorporando el yoga a tu rutina: El niño o Balasana

La postura del niño o balasana es ideal para incluirla al final de nuestros entrenos, justo en la fase de estiramientos. 

Nos servirá tanto para concluir nuestras sesiones de fuerza como para después de entrenos de carrera o series donde hemos subido mucho el ritmo y hemos podido sobrecargar más nuestra musculatura. El niño nos va a permitir bajar pulsaciones y relajarnos a la vez que estiramos la espalda, zona lumbar e incluso los hombros si la realizamos estirando los brazos.

Ejecución

Partimos desde el suelo, de rodillas con los pies juntos y sentados sobre nuestros talones. Las rodillas estarán separadas el ancho de nuestros hombros.

Mientras espiramos iremos doblando nuestra cadera bajando toda nuestra parte superior hasta que nuestra frente apoye en el suelo. Los brazos estarán colocados hacia atrás pegados a nuestro cuerpo, aunque podemos modificar la postura estirando éstos hacia delante y consiguiendo que se estire aún más la zona lumbar y hombros.

Nos reincorporaremos de forma controlada. 

Os dejo un video como siempre para que podáis ver la técnica:

Vídeo Ser Yoga

Foto Katee Lue · Unsplash

Artículos Relacionados
Ejercicios funcionales en tu entreno: Turkish get up
Ejercicios funcionales en tu entreno: Turkish get up
El Turkish get up es un ejercicio funcional dónde vamos a poner a prueba nuestro equilibrio, agilidad y fuerza.  El l...
Leer más
Core como una roca con Toes to bar o pies a la barra
Core como una roca con Toes to bar o pies a la barra
El Toes to bar es de esos ejercicios intensos para abdominales y lumbares con los que además vas a trabajar la resist...
Leer más

Dejar un comentario